Preview Mode Links will not work in preview mode

ChilePodcast


Mar 11, 2017

03 El Sol Dormilón.

Una mañana el Sol no se despertó, se quedó acostado detrás de la montaña. A mediodía todo estaba oscuro.
 
Las flores aún no se habrían, los animales del bosque estaban en pijama
y todo el mundo tenía frío.
 
La rana dijo:- “Yo voy a despertar al Sol. Croac, croac, abre los ojos flojo”.
Pero el Sol no se despertó.

El león dijo: - “Yo sí que rujo fuerte, hago temblar a todos los animales.
Yo lo despertaré: Grr, grr, grr, vamos Sol, despiértate.
¡Vístete! ¡hay que ir a trabajar!”. Pero el Sol no se despertó.
 
Todos los animales gritaron a la vez:
“Sol, Sol, despiértate!” Pero el Sol no se despertó.
 
Entonces el gallo se paró sobre el techo de una casa
y cantó muy fuerte y largo rato: - “¡Cocorocooo, quiquiriquii!”.
Y el Sol comenzó a despertarse y a subir muy alto en el cielo.

Y de allí en adelante, cada vez que el gallo canta, el Sol se levanta rápidamente,
pues teme enfermarse de los oídos con ese canto tan fuerte.
Así se pone sus ropas brillantes y parte de viaje por el cielo…